Meditación de Mantras Tibetanos

Meditación de Mantras Tibetanos

En el budismo tibetano se considera que cada mantra corresponde a un cierto aspecto del camino hacia la iluminación, estos mantras se recitan para identificarse con ese aspecto de la mente iluminada, cada uno está asociado a un maestro y se repiten con la ayuda de un chin mudra o posición de las manos, se utiliza la yapa mala que son un tipo de rosario tibetano de 108 cuentas, esto nos ayudará a entrar en una meditación más profunda.


¿Cuándo se usan los Mantras?

Los mantras pueden ser recitado en cualquier momento, pueden ser cantados o apenas hablados en voz baja para nosotros mismos.

Los antiguos sabios podían oír las vibraciones que emitía la naturaleza, la brisa, los volcanes, los relámpagos, los colibríes, las mariposas, el mar, los ríos y todas las energías que se encontraban en la naturaleza, fue entonces cuando comprendieron que estos sonidos son la manifestación del espíritu en la naturaleza, en la materia, ellos reconocieron el “Om” como el sonido más elemental y representaba la conciencia universal e infinita.

simbolo om

¿Qué podemos lograr usando los Mantras?

La meditación de mantras tibetanos tiene la capacidad de crear en el psique de las personas una serie de pensamientos y sensaciones positivas, mediante las diferentes ondas sonoras, estos canticos han sido considerados muy agradables y efectivos para enfocar la mente por ese efecto que produce la vibración de sus sonidos, vibraciones que se sienten en el paladar donde se encuentran 84 meridianos, estos se activan resultando una frecuencia que despierta el hipotálamo, estimulando el sistema endocrino específicamente a la glándula pituitaria y a la glándula pineal, ambas ubicadas en la cabeza, desencadenando una liberación de hormonas que conllevan a un cambio de humor, activando emociones iniciando la sanación.

Las vibraciones de los sonidos también activan el nervio vago, este nervio acciona el corazón, pulmones, cuello, mandíbula, tráquea intestinal y los músculos principalmente de la espalda, los nadis y los chakras.

El mantra tibetano más famoso del budismo es: “om mani peme jum” que significa: “¡Oh! joya de loto que atesoramos dentro”, este mantra está compuesto de 6 sílabas cada una con proyección en la oscuridad y otra diferente en la luz, al pronunciar este mantra se produce una invocación de energías de trasmutación que permiten purificar otras energías y la persona alcanza el equilibrio, la ecuanimidad y puede acceder a la sabiduría del vacío.

meditacion mantras tibetanos

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *